• image
  • image
  • image
  • image
Previous Next

Valor del Mes de Mayo

Print
Hits: 8581

Share this post

“Puesto que yo soy imperfecto y necesito la tolerancia y la bondad de los demás, también he de tolerar los defectos del mundo hasta que pueda encontrar el secreto que me permita ponerles remedio.” Mahatma Gandhi

Se entiende por Tolerancia la aceptación de la diversidad de opinión, social, étnica, cultural y religiosa entre las personas. Es por ello que la Tolerancia se vuelve la capacidad de saber escuchar y aceptar a los demás, valorando las distintas formas de entender y posicionarse en la vida, siempre que no atropellemos los derechos fundamentales de la misma persona.

El ser tolerantes, no implica que debamos aceptarnos y adaptarnos a costumbres o leyes, que vayan en contra de la moral o de las buenas costumbres.

Tenemos que formarnos para estudiar y comprender las conductas de los demás y así poder ser más tolerantes, pues ser tolerantes impide despreciar lo que se ignora. Si conseguimos conocer las circunstancias que tienen cada grupo étnico, civil o social, evitaremos actitudes de cautela o desconfianza con nuestro prójimo, pues existen actitudes, que son consideradas adecuadas en una cultura y no lo son en otras. Ser tolerantes nos lleva como consecuencia a un estado de paz.

 

La tolerancia se apoya en otros valores como la paz y la justicia. La paz es una necesidad fundamental para la convivencia de los pueblos y la realización de su desarrollo; es el fruto de la justicia entre todos los seres humanos y entre todas las naciones. La justicia es el valor por el cual la persona se esfuerza constantemente para dar a los demás lo que es debido de acuerdo con el cumplimiento de sus propios deberes y de acuerdo con los derechos personales. Es dar a cada quien lo que le corresponde.

Tolerancia, paz, justicia y convivencia se vuelven ejes fundamentales para encarar un proyecto institucional de valores. Educamos para la convivencia cuando generamos acciones con el fin de que los alumnos aprendan a vivir juntos y a resolver situaciones de la vida cotidiana.

En la escuela y en la sociedad se generan conflictos porque éstos son parte de la vida. El punto crucial, desde esta perspectiva transversal, es la manera en que enseñamos a nuestros alumnos a resolverlos, ya que de ello dependen sus consecuencias. Resolver los conflictos con violencia lleva necesariamente a la destrucción de la persona y la sociedad, por ende a la perdida de la paz.

Podemos deducir que la paz es una forma de interpretar las relaciones sociales y una forma de resolver los conflictos que la misma diversidad que se presenta en la sociedad hace inevitables. Y cuando hablamos de conflictos, no nos referimos tan sólo al conflicto bélico sino también a la contraposición de intereses entre personas, grupos o las diferentes formas de entender el mundo. Tampoco los mecanismos de solución establecidos por la sociedad pueden dilatarlos tanto como para que estos conflictos deriven en violencia o conflicto armado.

El profesor en la escuela no es sólo la persona que enseña a escribir, leer, contar, respetar las normas y promover valores. Los profesores y profesoras  somos los que podemos proporcionar una educación de calidad. El respeto por parte de los alumnos favorece el aprendizaje de habilidades, respeto mutuo y tolerancia, y el aprendizaje del valor de los derechos humanos y la solidaridad. A la vez los profesores podemos convertirnos en modelos a seguir.

Si queremos ser cada vez más justos, tolerarnos y no violentar la paz de otros, podemos seguir estas recomendaciones:

ü Juguemos siguiendo las reglas, tomando turnos, compartiendo y escuchando lo que dicen los demás.

ü No tomemos ventaja de otros, tratando de aprovecharnos de ellos.

ü Antes de decidir tomemos en consideración a todos y no culpemos a otros por algo que ellos no hicieron.

ü Desarrollemos nuestro sentido de lo que está bien y lo que está mal.

ü Seamos honestos, rectos, compasivos y humanos.

ü Reconozcamos nuestros derechos y deberes sin olvidar los de los demás.

En este mes trataremos de poner en práctica los valores de la Tolerancia, Paz y Justicia ya que ellos nos llevan a convivir de una mejor manera. Para ello podemos seguir los siguientes consejos:

v Cuesta mucho mas tolerar un solo defecto, que adquirir cien virtudes.

v Se tolerante con tú enemigo, porque es el primero que ve tus defectos.

v Hay ciertos defectos que si fueran tolerados, brillarían más que las virtudes.

v Los defectos del gran hombre, son el consuelo de los necios que no los toleran.

v La vida enseña más a ser tolerante, que todas las universidades.

v Si quieres encontrar las perlas de los amigos, debes tolerar los defectos que tienen.

v Los defectos de los demás, desarrollan en los sabios la tolerancia.

v Si los ojos los usáramos para ver lo que nos toleran, descubriríamos rápidamente nuestros defectos, que no vemos.

v Si no hubiera defectos, no habría tolerancia.

v No discutir o quejarse de los demás delante de ellos.

v Aprender a sonreír aún en las dificultades.

v Evitar por todos los medios que los demás sufran por nuestro mal humor.

v Enseñar a disculpar.

v Crear las condiciones para hacer agradables todos los momentos de convivencia.

Share this post

Copyright © 2014 The Mayan School. All Rights Reserved.
Joomla! is Free Software released under the GNU General Public License.

We have 10 guests and no members online

Share this post

El contenido de este sitio web es propiedad de The Mayan School, su uso no autorizado puede ser causante de acciones legales

Share this post

Joomla Themes designed by Web Hosting Top